Jugar es una forma de estar en el mundo


Jugar es una forma de estar en el mundo. Es el mejor dispositivo de aprendizaje del que dispone el niño/ niña. El juego no conoce el tiempo del reloj, es culturalmente transversal y está revestido de una forma de seriedad que requiere la máxima veneración del adulto. 
¡Dejemos que nuestros niños y niñas jueguen!

Sandra Chandía

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies